hay gente que te viene bien
Reflexiones y ocurrencias

Hay gente que te viene bien: reflexionemos

Hay gente que te viene bien. Son aquellos que solo con su presencia nos inspiran, al menos a no ser tan quejumbrosos o mal humorados. Hay gente tan sencilla y alegre, a las cuales les besarías el cebrero o la conciencia. Transpiran voluntad, pasión, bondad. Son seres con los cuales una conversación de un minuto te recarga, con quienes te pasarías el día ¡la vida! parloteando por aquí y por allá ¡ah! y es que esa gente sabe lo que es una «conversación» que no es lo mismo que un monólogo. Sí, porque hay muchos por ahí que asumen que los demás somos sus terapeutas o que han nacido solo para escuchados no para escuchar. Pero, este momento no es para hablar de ellos.

Sigamos alabando esa gente interesante, las cuales no debemos dudar ni un segundo en incluir a nuestro círculo. Es esa capaz de inyectarte energía, aquella con la que ellos se mueven. Los ves y es tan fácil darte cuenta que tienen algo diferente al resto (quizás eso que también tienes tú) parecen ser más despiertos o bien trabajados, comprometidos con su crecimiento personal, emocional, espiritual y económico. Esa gente es la que necesitamos tener al ladito, bien pegaditos a nosotros.

Insisto, saborear aquella mentecita, saber cómo piensan y cómo han logrado pensar de la manera en que piensan. Tomar ejemplo de los resultados que tienen en sus vidas: mejores relaciones con ellos mismos y su entorno. Disciplina, buena actitud. Lo que leen y lo que consumen –en todos los aspectos– porque atendiendo a lo que dicen por ahí: somos la media de las cinco personas con las que más nos relacionamos, pues ¡mira tú! si no será importante elegir bien.

Busquemos esa gente, convirtámonos en esa gente. Hagamos de quienes somos o más bien saquemos de dentro aquello que realmente somos: lo virtuoso, lo excepcional.

También puede gustarte...

Deja un comentario